domingo, 31 de mayo de 2009

martes, 19 de mayo de 2009

CRUZ DE MAYO DE SAN BENITO

Les informarmos, que el próximo día 23 DE MAYO, realizará su SALIDA, la Cruz de Mayo de la Hermandad de San Benito.

Salida: 19:00h

Salida Blanco White, Jiménez Aranda, Chavez Nogales, Fuenteovejuna, Juan Sierra, Manuel Halcón, Luis Montoto, Hermanitas de los Pobres, Luis Montoto, Fernando Tirado, Juan de Zoyas, Virgen de Valvanera, Pirineos, Buhaira, Juan Sierra, Blanco White, Jimenez Aranda, Alberto Durero, Campo de los Mártires, Alerce, San Benito, Manuel Halcón y Blanco White

Entrada: 00:00h

Acompañamiento musical: A.M. ENCARNACIÓN (San Benito)






jueves, 14 de mayo de 2009

NUEVO BLOGGER DE NUESTROS HERMANOS DEL MISTERIO


Solo informaros de que nuestros hermanos costaleros del Misterio de Ntro. P. Jesus en su Sagrada Presentacion al Pueblo, han abierto un nuevo dedicado a su cuadrilla y nuestra hermandad.

Desde estas lineas daros mis felicitaciones por esta idea.

La direccion de dicho blog esta "mi gente de la calza" en favoritos.

www.pilateros.blogspot.com

un saludo

M.R.R

jueves, 7 de mayo de 2009

SU PRIMERA ESTACION DE PENITENCIA COMPLETA (a mis enanos)







EL ARTE DEL VIEJO ROLDAN

No solo tenia arte como contraguia de su cristo, si no sus manos tambien tenian arte," Viejo dejate huella en tu hermandad y en mi casa" Gracias maestro por tantos años junto a ti".










Dedicado a mi padre.

M.R.R.

SE CONSIGUIO EL MENSAJE QUE QUERIAMOS DAR A SEVILLA (dedicado a nuestro amigo Agu)





CRONICA DEL MARTES SANTO DE 2009 POR EL CORREO DE ANDALUCIA:

San Benito
El dominio de Poncio Pilatos en la Calzada


Son cerca de las cuatro de la tarde y la pescadería E. Calvo no cierra pese a tener todo el pescado vendido. Su dueña ha cambiado las escarchas del hielo por bandejas de gambas cocidas y otros suculentos aperitivos. “Es la reunión familiar de todos los años”, explica desde la puerta. En el bar La Chicotá no se da abasto. La gente llega hasta la carretera. Es el día grande del barrio, como recoge Pascual González en sus sevillanas de Sevilla reza cantando.

El río de gente marca el camino hasta la puerta de la iglesia de SanBenito.El ambiente festivo por la cantidad de vendedores ambulantes que pregonan cada uno género: “Avellanas” o “Vamos a la botellas de agua”. La respuesta tras las vallas es unánime: “Este año no queremos ni una gota de agua en toda la Semana Santa”. Y es que por momentos el paso de una nube cubrió el sol, sembrando las dudas.

Para despejar la incertidumbre, la cruz de guía asomó a la calle cinco minutos antes del horario fijado, haciéndolo a las 16.25 horas. El aplauso sonó a recompensa. En un abrir y cerrar de ojos aparecieron tres cauces de capirotes de terciopelo morado que confluían en la antigua calle Oriente, hoy Luis Montoto. Venían del interior de la parroquia, del vecino asilo de las Hermanas de los Pobres y de un corralito de vallas delimitado en la acera de la casa hermandad. De este punto partía el llamado tramo infantil del misterio. En sus filas, un centenar de nazarenos con varitas y canastos de caramelos. La penitencia era más para los padres que, armados de paciencia, tenían que hacer malabares para llevar encima el carrito, la bolsa de caramelos para repostar por el camino, el capirote... “Me faltan manos”, bromeaba una de las madres.

La escena era contemplada con gracia por los ancianos del cercano asilo de las Hermanas de los Pobres. Ellos estaban sentados frente a la parroquia en un espacio reservado por la hermandad. Algunos, tocados con gorras para ellos y pañuelos para ellas, aguantaban el sol y sombra que se alternaba en la espera.

La hora de la verdad llega con la salida del primero de los tres pasos. Don Poncio extendía entonces su dominio más allá de los muros de la parroquia. La primera levantá lleva nombre y apellidos: “Va por Antonio y por Alfredo”, grita bajo el faldón Carlos Morán. Poco a poco Pilatos desembarca en el Calzada, bajando por Luis Montoto hasta el renovado paño de los Caños de Carmona. Hasta el sol, que se mostraba dubitativo, se rindió al poderío del procurador romano. Tanto apretaba que hasta se hacía insoportable:“Me he traído una rebeca y me está molestando. Ahora sí que vendría bien que pasara el hombre del agua”, se escuchaba entre el gentío. Con la marcha Presentado a Sevilla, Pilatos fue conquistando, de costero a costero, un barrio y, por ende, una ciudad traspasando la Puerta de Carmona. Aplausos y admiración en cada chicotá.

Cuando menos lo esperabamos,aparecio en el dintel de la puerta el dorado del segundo de los pasos, el Stmo. Cristo de la Sangre,Su escolta de nazarenos tenían un mensaje que lanzar en la estación. Iban repartiendo pequeños crucifijos, réplica del Cristo que talló Buiza en 1966 en respuesta a la polémica retirada de las imágenes religiosas en los colegios: “Por todos los que nos están quitando”, explicaba uno de los manigueteros. En algo más de una hora la cofradía había salido. Sólo faltaba el palio. La Virgen de la Encarnación, que fuera la Palomita de Triana, alzó el vuelo cerca de las seis de la tarde. La Catedral esperaba a Pilatos.